18 enero, 2007

KIYOMIZU DERA, EL TEMPLO DEL AGUA PURA


ENGLISH

El templo de Kiyo mizu o del agua pura (清水寺), ubicado en las montañas de Higashiyama al este de Kioto, es uno de los más impresionantes y famosos conjuntos edilicios del Japón tradicional, es patrimonio de la humanidad desde 1994 y fue uno de los 21 candidatos para ser elegido entre las nuevas 7 maravillas del mundo.

La historia de Kiyomizu dera (la terminación dera significa templo budista, mientras que ji o jinja implica un santuario sintoísta) es más antigua que la del propio Kioto. Cuenta la leyenda que en 778 Enchin, un monje proveniente de Nara, inspirado por un sueño rastreó el recorrido de un límpido arroyuelo hasta encontrar una cristalina cascada que lamía la ladera del monte Otowa y en aquel lugar construyó una ermita en honor a Kannon, la deidad femenina de la bondad. Dos años más tarde, en 780, el famoso general Tamuramaro Sakanoue andaba por el lugar tras la caza de un venado para su esposa embarazada, ya que en esa época se creía que la sangre del venado era buena para la fertilidad. Enchin sermoneó duramente a Tamuramaro por matar al animal, por lo que el general, arrepentido, construyó un templo en honor al agua pura de la cascada, al que llamó Kiyo mizu y que terminó en 798. El edificio original duró hasta 1629 en que fue destruído por un incendio, siendo reconstruído en 1633. Hoy en día existen todavía varias zonas en restauración y-o construcción.


Precediendo al templo , que se ubica en lo alto de la colina, se encuentran atractivos pasajes peatonales, estoicos sobrevivientes al incendio que en 1864 destruyera el 80% de Kioto, a la segunda guerra mundial y a la vorágine modernista de la post guerra que ha carcomido tantos ambientes de rico legado histórico. Estos angostos y empinados callejones, llamados Ninen-zaka y Sannen-zaka (sus nombres significan "Pendientes de dos y tres años" respectivamente, y deben su nombre a la superstición de que si se tropieza en Ninen-saka se tendrá dos años de mala suerte, y en Sannen-zaka, tres) son auténticos ejemplos del ambiente urbano tradicional de las ciudades japonesas antiguas, conformadas por pequeños comercios de ventanas menudas, con casitas de dos pisos ubicadas en la parte posterior. Ambas callejuelas confluyen en otro pasaje, el Kiyomizu-zaka que continúa su ascención al templo ofreciendo interesantes perspectivas al transeúnte, y por supuesto, numerosos locales comerciales donde se ofrece, entre otros, la afamada escuela de cerámica Kiyomizu-yaki.




Al final del angosto pasaje, la visual se abre para mostrarnos una amplia perspectiva del templo de Kiyomizu. La composición sucesiva y aterrazada de los elementos, acompañados de graderías y plataformas que le confieren un carácter soberbio e imponente.


El complejo de Kiyomizu dera está compuesto por una veintena de edificios, siendo los más importantes los que comentamos a continuación:


Nio-mon
Ubicado sobre un atrio, la Puerta de los dos Reyes consiste en un bloque de dos pisos con el techo de corteza de ciprés, construído en 1478. A ambos lados se encuentran sendos reyes y dos leones koma-inu, para proteger al templo de los malos espíritus.


Sai-mon
Tras ascender otro grupo de escalinatas se encuentra la llamada Puerta del este, otro bloque de dos pisos pintados de vermellón y blanco que simbolizan la referencia a sus raíces budistas chinas, cubierto por un techo de ciprés sostenido por ocho columnas. Fue construído en 1607 en el elaborado estilo del período Momoyama.

Shoro
También llamada la Torre de la Campana. Se encuentra a la izquierda del Sai-mon, y aunque fue construído en 1596, la campana fue fundida en 1478.


Sanju no to
Es una pagoda de 3 pisos ubicada al este de Sai-mon. Es la pagoda de 3 pisos más alta del Japón. A lo lejos, domina la vista con su graciosa esbeltez; de cerca, llama la atención por la fina delicadeza de sus detalles y decorado.


Detrás de la pagoda, siguen una serie de edificios menores, generalmente no abiertos al público, como el Kyodo una biblioteca Sutra que atesora textos budistas sagrados, el Kaisan-do (salón del Fundador) y contiene figuras multicolores y el Todoroki-mon o puerta central, con características similares a las puertas ya mencionadas. Un aporte japonés a los templos importados de China es la inclusión de una fuente como elemento purificador del visitante, y en el caso de Kiyomizu dera toma la forma de un dragón arrojando agua por la boca.


Asakura-do
Un salón donado por Asakura Sadakaga en 1633, que contiene una estatua del Kannon de 11 caras y una piedra que representa las pisadas de Buda. El edificio se encuentra elevado sobre una base de piedra y rodeado por una baranda.


Hon-do
Es el edificio principal y más representativo de Kiyomizu dera.


Es una estructura de 58 m x 27 m, sobresaliendo sobre una quebrada y soportado por 139 columnas de madera, que llegan a medir hasta 15 metros de alto. Lo interesante es que estos pilotes se ubican sobre bases de piedra, es decir sin cimentación propiamente dicha. Las columnas soportan un amplia terraza que funcionaba como proscenio para danzas, y a ambos lados se encuentran galerías techadas donde se solían ubicar las orquestas de monjes.

IMAGEN 3D CARLOS ZEBALLOS. FUENTE M. SAWADA


Sección de Hon-do. Fuente Mapa arquitectónico de Kioto
En el interior del Hondo tiene dos santuarios. Uno externo o gejin, de piso de madera simple ornamento y que goza de una visual excepcional, y otro interno o naijin, de piso de piedra y prolífico en decoración interior.

IMAGEN 3D CARLOS ZEBALLOS. FUENTE M. SAWADAVISTA DEL GEJIN. A LA IZQUIERDA SE PUEDE APRECIAR EL NAIJIN

El techo del salón es una enorme cobertura que llega a los 16 m. y sobresale sobre la terraza. Diferentemente a otros templos japoneses cuyos techos se hallan recubiertos de tejas, en el Hon-do el techo es cubierto con tablillas de ciprés. Es flanqueado por coberturas menores a los costados y una que sobresale en la cara este, llamados mokoshi.

IMAGEN 3D CARLOS ZEBALLOS. FUENTE M. SAWADA

Continúa una serie de edificios menores, emplazado en L frente a la quebrada, entre los que destaca el Okuno-in, el lugar donde se construyera la primera ermita y, gracias a que también tiene una terraza, goza de una ubicación privilegiada para espectar el Hon-do y el sur de la ciudad de Kioto.


Otowa no taki
Unos 15 metros bajo el nivel del Okuno in, se encuentra la cascada que dio nombre y origen al templo. La "Cascada del sonido de las Plumas"discurre a través de tres canales de piedra. Se dice de ella que tiene poderes curativos, por lo que es común observar filas de japoneses bebiendo de sus aguas. Es muy interesante su ubicacion en el corazón de la quebrada, protegida por la naturaleza y la arquitectura como el centro simbólico del templo.


Koyasu-no-to
Es otra pagoda que se encuentra al sur del complejo, y que puede divisarse desde Hon-do, emergiendo de entre los árboles .

Algunos expertos como los esposos Young han asociado la forma de las pagodas japonesas y chinas a las stupas en India.

Un recorrido estimulante
Uno de los aspectos que más llama mi atención al visitar Kiyomizu dera es el sugestivo recorrido que acompaña al visitante desde su ascensión por Ninnen-zaka o Sansen-zaka. Los estrechos y tortuosos pasajes se suceden impulsando al visitante a una peregrinación singular. Una vez en el templo, los edificios se suceden procesionalmente conduciendo al visitante a través de una serie de espacios, canales y salones, que se suceden magistralmente experimentando cambios de escala que van desde lo protegido hasta lo expuesto a la naturaleza. La combinación entre masas y espacios abiertos enmarca el imponente paisaje de la ciudad desde lo alto de la colina.

Vista aérea tomada de "El Espacio Urbano de Japón"

La integración de la edilicia a la topografía ofrece al usuario múltiples alternativas que van desde el encaramarse sobre un mirador panorámico, adentrarse en un bosque espeso, establecer un contacto con el agua de la cascada o disfrutar de la exquisita visual de un jardín que se organiza en torno a un estanque.

Foto cortesía de Tobias Wittig

La integración de la arquitectura con el paisaje es notable, no sólo por los materiales utilizados y por la fluidez espacial que discurre entre los edificios, sino porque la forma de las coberturas simula la continuidad de la montaña. Como contrapunto a la masa de templos de techos piramidales destaca la esbeltez y verticalidad de las pagodas que contrasta con el boscoso perfil de la montaña.


Anécdotas finales
Este templo tan tradicional no escapa a una serie de ocurrencias anecdóticas que me gustaría brevemente comentar.
- En el periodo Edo, mucha gente solía saltar de la terraza de Hon-do, como muestra de un acto de valor. De hecho, de 234 saltos, más del 85% sobrevivió a la caída sobre los árboles. De allí viene el refrán japonés "saltar de la terraza de Kiyomizu dera" para referirse a un acto glorioso o de mucho valor.
- Dícese que en el siglo VIII una mujer gestante vino a orar a la pagoda Koyasu-no-to y su bebé resultó ser luego la emperatriz Kokken, por lo que es un lugar de visita predilecto para las mujeres gestantes.
- Como mencioné, se dice que beber de las aguas de la cascada Otowa no taki tiene propiedades buenas para la salud, éxito en los estudios y longevidad. pero debe tomarse el agua de sólo una de las cascadas, ya que si se toma de las tres los efectos serán los opuestos como castigo divino a la codicia.
- Al norte del templo se encuentra el santuario de Jishu donde se encuentran un par de piedras llamadas Mekura ishi, separadas una de otra por unos 20 metros. Se dice que se debe caminar de una a otra con los ojos cerrados repitiendo el nombre de la persona amada. Si es que se llega al destino correcto, se garantiza una vida amorosa feliz, si no... es mejor encontrar otra pareja...

Foto por MykReeve



 

13 comentarios:

Giancarlo dijo...

Sin lugar a dudas, Kiyomizu-dera es de esos destinos obligatorios al pisar Kioto.

Si recuerdo bien la explicación que alguna vez me dieron, los pilotes del edificio principal no tienen clavos ni pernos metálicos...

Por cierto, ¿qué tal te fue al caminar entre las piedras de Mekura Ishi?

Carlitros dijo...

Así es mi estimado, fue hecho sin clavos.
Respecto a las piedras del amor, preferí no intentarlo, pues si fallaba hubiera tenido que saltar "obligatoriamente" de la terraza de Kiyomizu.

Anónimo dijo...

hola arq carlitos soy Lady Traverso de aqp
sabes me sorprende toda la arquitectura japonesa es muy interesante y q lastima q no haya mucha informacion de todo eso en español pero mi curiosidad va tambien en su sistema de modulacion no se si puedas ayudarme con eso
hasta donde tengo entendido usaron el ken como sistema de modulacion me gustaria conocer mas de eso , te agradeceria si me ayudaras

Carlos Zeballos dijo...

Hola Lady, con todo gusto te comparto lo poco que sé sobre el asunto.
El ken no es un sistema de modulación si no una unidad de medición. Así como usamos el metro y los ingleses usan la yarda, los japoneses usaban el ken (aprox 0.90 m), y sus sub unidades el shaku (0.15 m ó 1/6 ken) y el sun (0.015 m ó 1/60 ken).
Lo que sí es un sistema modular es el tatami, compuesto por dos ken (1.80 x 0.90). Aun hoy la superficie de los departamentos se miden no en metros cuadrados si no en tatamis.
Aquí hay una distribución típica de tatamis en una habitación cuadrada.
Espero que te haya sido útil.
Un beso.

Anónimo dijo...

gracias por despejarme esa duda por q no encontraba mucho de eso
atte. Lady Traverso

Anónimo dijo...

arq carlitos soy lady traverso una consulta me puedes ayudar con la distribucion de una cocina oriental como es q ellos preparan sus alimentos

Carlos Zeballos dijo...

Con todo gusto Lady.
La cocina japonesa (pues es la referencia más cercana que tengo a la cocina oriental) se llama daidokoro (literalmente "gran lugar") y estaba localizada fuera de la casa, sobre un piso de tierra, para de esta manera prevenir incendios, ya que la arquitectura era mayormente de madera.
Para más información, he encontrado este interesante artículo de Inés Peña sobre la cocina en Japón .
Saludos!

Carlos Zeballos dijo...

Lady
Aquí hay un artículo muy interesante sobre la evolución de la vivienda japonesa, pero lamentablemente está en francés. A lo mejor puedes pasarlo por un traductor automático.
Además en este moleskine he publicado algo sobre una casa y la ceremonia del té, si te interesa.
Un beso, suerte.

Inversiones en oro dijo...

La arquitectura es sin duda un arte que no muchas personas pueden tener, me gustan mucho tus blogs porque presentan verdaderas artes de arquitectura.

Inversiones en petroleo dijo...

Me parece que deberian haber mas construcciones como estas alrededor del mundo, sin duda la gente que las hizo son muy creativos.

Anónimo dijo...

Hola arquitecto Carlos:

Somos alumnas del arquitecto Ricardo Cruz; el cual sabemos es amigo suyo y nos informó de este blog tan interesante,como hemos podido ver.

El día de mañana tenemos una exposición sobre la unidad de medida del ken japones y nos gustaría pedirle su ayuda.

Quisiéramos saber acerca de la filosofía del ken japonés. Cómo es que esta unidad de medida surge.

De antemano, le agradecemos su ayuda.

Carlos Zeballos dijo...

Hola chicas

El ken es un sistema de medidas japonés anterior al metro, y que se usó mucho en la arquitectura tradicional japonesa.
Un ken equivale aproximadamente a 2 m y es usado tanto para calcular las proporciones de las habitaciones como para las distancias entre las columnas
de los templos.
Suerte y saludos a Chachi

Anónimo dijo...

Buscando información acerca del Kiyomizu-dera encontre su blog, y la verdad es que la información está muy buena :D; me gustaría hacerle una pregunta, ya que soy estudiante de Arquitectura en la ciudad de AQP. ¿Qué actividades se realizaban dentro de los dos santuarios del Hon-do? y con respecto a la vestimenta tradicional de la época, ¿Cómo se relacionaba con la arquitectura mostrada en este complejo arquitectónico? ¿Tenían alguna relación?